Exigimos a la Junta de Castilla y León que apruebe el PRUG del PN de las Hoces del Riaza tras 12 años de retraso | WWF España

Exigimos a la Junta de Castilla y León que apruebe el PRUG del PN de las Hoces del Riaza tras 12 años de retraso

Publicado el
29 marzo 2017
Mañana, 30 de marzo, se celebra la Junta Rectora del Parque Natural de la Hoces del río Riaza (Segovia) en la localidad de Montejo de la Vega de la Serrezuela

WWF asistirá mañana a la reunión de la Junta Rectora del Parque Natural de las Hoces del río Riaza (Segovia), donde volverá a reclamar a la Junta de Castilla y León que cumpla con sus promesas y con sus obligaciones legales y apruebe el obligatorio Plan de gestión de Uso y Gestión (PRUG). WWF lamenta que este Plan aún no ha sido aprobado en los 12 años de existencia de este espacio Protegido a pesar de ser un requisito obligatorio por la ley.

WWF participa en esta reunión para informar sobre las actuaciones realizadas en el Refugio de Rapaces de Montejo de la Vega (espacio que la organización gestiona desde hace más de 42 años) y en el conjunto del espacio natural protegido.

Además, puesto que este espacio forma parte de la Red ecológica europea Natura 2000, y desde 2015 cuenta con el correspondiente plan básico, WWF también reclamará a la Junta que asigne la financiación necesaria para poner en marcha las medidas de conservación que contempla el plan, algo que no se ha realizado en estos dos años.

Según Juan Carlos del Olmo, Secretario General de WWF España: “Es totalmente inaceptable que se pretenda conservar y proteger un Parque Natural sin el correspondiente plan de gestión y la financiación necesaria. La Junta de Castilla y León no puede seguir incumpliendo sus obligaciones y dejar en el más completo abandono este espacio natural, limitándose a acciones mínimas de vigilancia y seguimiento”.

En la actualidad el buen estado de conservación de estos parajes depende más de los esfuerzos y de la buena voluntad de las poblaciones locales y de organizaciones de conservación de la naturaleza, como WWF o el Fondo para el Refugio de las Hoces del Riaza, que de una acción de conservación planificada. Lógicamente este abandono empieza tener consecuencias medioambientales. Un clarísimo ejemplo es la disminución de las poblaciones de especies de peces como el barbo común (que ha sufrido un descenso del 3% en los muestreos realizados entre 2000 y 2016) y la boga de Duero (descenso de 11% para el mismo período). Otro caso preocupante es el de la lamprehuela, especie que no ha aparecido en los muestreos realizados en el río Riaza de los últimos años, lo que puede indicar su desaparición de este tramo del río, algo que coincide con el descenso global sufrido por la especie y que se estima en el 70% en los últimos diez años.

 

Comentarios

blog comments powered by Disqus
Paisaje de Montejo
© WWF/ Luis Suárez