Demandamos una economía del bienestar más allá del PIB | WWF España

What would you like to search for?

Portada Towards an EU wellbeing economy report. September 2020

Demandamos una economía del bienestar más allá del PIB

Para alcanzar una auténtica recuperación ecológica y saludable, la UE debe reconsiderar la forma en que mide los avances y ordena las prioridades en su toma de decisiones. En el nuevo informe que hemos publicado desde WWF "Hacia una economía del bienestar en la UE: por una Europa post Covid-19 más justa y sostenible", se pide que la UE aprenda las lecciones de la crisis adoptando el modelo de la “economía del bienestar'', una economía que sirva a las personas y al medio ambiente, en lugar de simplemente perseguir el crecimiento económico a través de indicadores como el Producto Interno Bruto (PIB).

El paquete de recuperación económica propuesto por la UE podría permitir que sectores tan destructivos como los combustibles fósiles o la agricultura intensiva accedan a financiación pública, bloqueando las inversiones durante las próximas décadas y socavando los esfuerzos de la UE para abordar la doble crisis de pérdida de biodiversidad y cambio climático. Por ello, poner en marcha una "economía del bienestar” significaría poner a la UE en una trayectoria completamente diferente, considerando otros factores. En lugar de buscar tan solo el crecimiento del PIB, se utilizarían indicadores que miden nuestra calidad de vida, bienestar, salud y la acción climática y la pérdida de la naturaleza para determinar si la UE se está recuperando con éxito de la Covid-19.

La UE tiene todas las herramientas adecuadas a mano, y los ODS adoptados hace cinco años proporcionan el marco perfecto para lograr una economía del bienestar y una recuperación justa y socialmente inclusiva, respetando los límites planetarios. Sin embargo, hasta la fecha, la Comisión Europea no ha presentado una estrategia convincente para lograr los ODS a nivel nacional, y la Agenda 2030 se ha dejado de lado.

Con este informe, desde WWF nos unimos a un amplio movimiento de organizaciones que ya han pedido una economía del bienestar. Países como Nueva Zelanda, Islandia, Escocia y Gales ya están trabajando para implementar una economía del bienestar mediante la integración de medidas alternativas en sus procesos de toma de decisiones, presupuestarios y políticas económicas para ayudar a priorizar el bienestar de sus ciudadanos y el medio ambiente.

Leer la publicación

Wellbeing economy. September 2020

COMPÁRTELO

Ayúdanos a difundir este mensaje