WWF España - Cetáceos

Cetáceos

Ballena jorobada / ©: WWF
Ballena jorobada
© WWF

Proyecto conservación de cachalote en Canarias / ©: SECAC
Proyecto conservación de cachalote en Canarias
© SECAC
WWF, SECAC y Obra Social Caja Madrid se unen para proteger al cachalote. Toda la información aquí

Conoce a estos mamíferos fascinantes

El orden de los cetáceos (Cetacea) engloba a varias familias de mamíferos marinos como las ballenas, cachalotes, zifios, delfines, orcas y marsopas. En total existen alrededor de ochenta especies de estos fascinantes animales.



Existe un rasgo muy distintivo que permite dividir a los cetáceos en dos categorías:

Misticetos (ballenas con barbas, que se alimentan de plancton y pequeños peces, filtrando el agua) como la ballena azul o la ballena jorobada) y

Odontocetos (especies dentadas, que cazan presas mayores), como el cachalote, la orca o los delfines.

Los cetáceos pueden ser pequeños o gigantescos. La ballena azul (Balaenoptera musculus) es el animal más grande del mundo. Puede alcanzar los 30 m de largo y 180 t de peso. La vaquita es uno de los cetáceos más pequeños del mundo, con tan sólo 150 cm de largo y un peso de menos de 50 kg.

Como todos los demás mamíferos, los cetáceos respiran aire, son de sangre caliente amamantan a sus crías y tienen pelo, aunque muy poco y sólo en algunas especies. Se trata de un recuerdo del que cubría el cuerpo de sus antepasados. El característico orificio en la parte superior de la cabeza no es otra cosa que el orificio nasal, que en el caso de los misticetos está compuesto por dos aberturas y en el de los odontocetos, de sólo una.

Comisión Ballenera Internacional

 / ©: WWF/Adena
Proyecto conservación de cachalote en Canarias / ©: SECAC
Proyecto conservación de cachalote en Canarias
© SECAC

Te presentamos al cachalote

Entra a conocerlo

¿Todas son ballenas?

El término "ballena" debería referirse tan sólo a la familia de los balénidos (ballena franca, ballena de Groenlandia), aunque por regla general se usa para todos los misticetos. El resto de misticetos deberían llamarse ‘rorcuales’. Incluso en muchas ocasiones se usa la palabra ‘ballena’ para referirse a varias especies de odontocetos como las orcas o los cachalotes.
Los miembros anteriores están modificados en aletas, y la cola es muy fuerte y musculosa, terminada en una aleta horizontal que les sirve para propulsarse. Algunas especies, como en el caso de los delfines, tienen una aleta dorsal.

Grandes comunicadores


En general los cetáceos usan una gran variedad de sonidos, principalmente para comunicarse entre ellos; pero los odontocetos lo emplean, además, a modo de sónar. En cualquier caso, para comunicarse, rastrear su alimento en el mar, aparearse u orientarse; los cetáceos usan ondas sonoras.

Origen terrestre

Las ballenas no siempre fueron animales marinos, la ciencia demuestra que descienden de un animal terrestre con cuatro extremidades. Las pruebas más recientes confirman que los cetáceos evolucionaron a partir de miembros del orden artiodáctilos, el mismo que incluye a vacas, antílopes, ciervos, cerdos e hipopótamos.

Los primeros restos fósiles de ballena datan de hace 52 millones de años, pero muchos se estima que su origen se remonta a 60 millones de años.

¿Dónde encontrarlos?

En España, los lugares preferidos por los cetáceos son las costas de las Islas Canarias, Galicia, Asturias, País Vasco, Islas Baleares y Andalucía. Las aguas del Estrecho de Gibraltar y el Mar de Alborán, así como las islas Canarias, son los lugares más representativos en España para la industria de  avistamiento de cetáceos.

Las especies que podemos observar en nuestras aguas van desde pequeños delfínidos como el delfín listado (Stenella coreuleoalba) o el delfín común (Delphinus delphis), hasta las grandes ballenas de más de 18 metros. Además, durante la entrada del atún rojo hacia sus zonas de reproducción, a principios de verano, se pueden observar en aguas gaditanas grupos de orcas que persiguen a esta especie.

Canarias presenta la mayor diversidad de cetáceos en aguas europeas, por lo que constituye uno de los destinos mundiales por excelencia para su observación y estudio. De las 85 especies de cetáceos descritas en el planeta, 27 han sido avistadas en Canarias. Es importante destacar que todos los cetáceos están protegidos por leyes internacionales.

Unos gigantes amenazados

Para toda la red internacional de WWF los cetáceos forman parte de las especies prioritarias.

Muchas especies de cetáceos han sido cazadas hasta el borde de la extinción, para obtener su carne, su grasa o sus aletas.

WWF lucha desde hace décadas por la recuperación de las poblaciones de ballenas en todo el mundo, mediante la participación activa en la Comisión Ballenera internacional (CBI) , promoviendo la creación de santuarios marinos quye los protejan de agresiones como la caza o las exploraciones petrolíferas. Por otra parte WWF desarrolla propuestas para reducir la captura accidental y alertar sobre la amenaza del cambio climático para el futuro de las ballenas.
 / ©: Óscar Esparza / WWF España
Distribución cetáceos en Canarias
© Óscar Esparza / WWF España

Cetáceos en Canarias

Las islas Canarias, formadas por diversas islas volcánicas con una longitud total de costa de 1.540 km, están localizadas en el Atlántico central oriental, bajo la influencia de la Corriente de Canarias. Se han descrito más de 5.000 especies marinas en sus aguas y costas.

Este archipiélago se encuentra en una de las cuatro áreas marinas más importantes del mundo para la conservación de los cetáceos. La costa oeste africana ha sido seleccionada por WWF como una de las zonas marinas prioritas a nivel mundial debido a la diversidad de sus especies, al número de especies amenazadas y al estado de conservación de sus poblaciones.

En las aguas de Canarias se ha constatado la presencia de 30 especies de cetáceos, que representan el 35% de las especies a nivel mundial y el 67% de las especies presentes en el Atlántico norte. Por lo que es una de las regiones con mayor riqueza y diversidad del Atlántico nororiental. Esta diversidad se debe a una combinación de factores entre los que cabe destacar el enclave geográfico del archipiélago, los fenómenos oceanográficos y el carácter de islas oceánicas que favorece la aproximación de especies de hábitos oceánicos. Así podemos observar especies típicamente oceánicas como el cachalote (Physeter macrocephalus) con otras que suelen estar asociadas a las plataformas continentales como el delfín mular (Tursiops truncatus) o el calderón gris (Grampus griseus).

Seis de estas especies se encuentran amenazadas a nivel mundial: La ballena franca septentrional (Eubalaena glacialis), la ballena azul (Balenoptera musculus) y la yubarta (Megaptera novaeangliae) con avistamientos puntuales, el rorcual norteño (Balenoptera borealis) y el rorcual común (Balenoptera physalus) que pasan por Canarias en sus rutas migratorias, y el cachalote que presenta poblaciones estables durante todo el año en las islas.
 
Ballena azul / ©: OCEANOGRÁFICA
Ballena azul
© OCEANOGRÁFICA

Conoce los cetáceos de Canarias


 / ©: Oceanográfica
Oceanográfica
© Oceanográfica

WWF trabaja por las ballenas en todo el mundo

  •  / ©: Fundación Yubarta
    Si quieres saber más pincha aquí

¿Sabías que...?

  •  / ©: Cat Holloway/WWF
    • Las ballenas no siempre fueron animales marinos, los estudios científicos demuestran que descienden de un animal terrestre con cuatro extremidades.
    • Los primeros restos fósiles de ballena datan de hace 52 millones de años, pero muchos se estima que su origen se remonta a 60 millones de años.
    • Se sabe que producen al menos dos tipos de sonidos. Los sonidos de 'ecolocación' funcionan como una especie de sonar, mientras que las vocalizaciones (las canciones) parecen ser un medio de comunicación entre los miembros de la misma especie. Para escucharlas, pincha aquí
    • La agudeza visual de la orca bajo el agua es similar a la de un gato.
    • El peso medio del cerebro de un cachalote es de 9 kg, el de un elefante de 4,5 kg, el del delfín mular de 1,7 kg y el del ser humano de 1,35 kg; sin embargo, todavía no se sabe si hay una relación entre el tamaño del cerebro y la inteligencia
    • El orificio de la parte superior de la cabeza es una nariz desplazada para facilitar la respiración mientras nadan o descansan en la superficie del agua.
    • La ballena azul es la más grande, mide más de 30 metros y pesa 120 toneladas, el equivalente a 32 elefantes.
  • Escucha a las ballenas / ©: WWF

Propuesta de Áreas Marinas Protegidas en Canarias de WWF