Nos oponemos al plan de la Junta de Andalucía de continuar con el proyecto de la presa de Alcolea | WWF España

What would you like to search for?

NOTICIAS

Nos oponemos al plan de la Junta de Andalucía de continuar con el proyecto de la presa de Alcolea

La Fundación Nueva Cultura del Agua y WWF nos oponemos al ruinoso proyecto de la construcción de la presa de Alcolea y el Canal de Trigueros a costa de los fondos de recuperación económica de Europa.

La Junta de Andalucía mantiene sus planes de finalizar la construcción de la presa de Alcolea y el canal de Trigueros, cuyo coste asciende a 544 millones de euros, pese a los graves problemas ambientales, la mala calidad de las aguas del río Odiel, y su falta de viabilidad económica y social. Ante ello, junto con la Fundación Nueva Cultura del Agua, nos oponemos a este proyecto ruinoso y advertimos que denunciaremos ante la Comisión Europea en caso de que estas obras se financien con fondos europeos. 

Tras la celebración del Consejo del Agua, un acto oficial en el marco de la revisión del plan hidrológico de la demarcación del Tinto Odiel y Piedras, la Fundación Nueva Cultura del Agua y WWF hemos comprobado de primera mano la defensa de la Junta de Andalucía del proyecto para terminar la presa de Alcolea, en la cuenca del río Odiel. Una defensa que ha obviado buena parte de los argumentos de diversos trabajos científicos que ponen de manifiesto los graves problemas de calidad de las aguas del río Odiel. 

Estos problemas son consecuencia de los drenajes ácidos de minas de la franja pirítica, sobre los cuales los científicos apuntan a la necesidad urgente de acometer acciones ambiciosas de remediación y restauración para mejorar el estado de dicha cuenca. El Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico es el responsable de la construcción de la presa de Alcolea, y consciente de los riesgos de la calidad del agua que tendría el embalse, ha encargado un informe, para aclarar este extremo, al CEDEX antes de tomar la decisión sobre el futuro de la presa.

 Hace algunas semanas la Junta de Andalucía adelantaba los resultados del estudio sobre la calidad del agua del río Odiel encargado al instituto DELTARES. Las conclusiones del estudio encargado por la Junta de Andalucía se refieren a la supuesta mejora de la calidad de las aguas por la autodepuración en el caso de concluirse la presa de Alcolea, en base exclusivamente a una serie de documentos aportados a dicho instituto por parte de la autoridad andaluza, que no son públicos y que no se han contrastado con los resultados de otros estudios desarrollados en la cuenca del río Odiel.

Sin embargo, también dicho informe condiciona estas mejoras en la calidad del agua a la implantación de diques por encima del posible embalse de Alcolea para forzar la sedimentación de lodos en suspensión (con iones metálicos adheridos) y la remediación de aguas residuales de las minas actuales y abandonadas mediante el uso de sustratos alcalinos dispersos para inmovilizar dichos metales pesados.

La implantación de estas acciones en la cuenca del Odiel ha sido testimonial y prueba de ello es el nefasto resultado de la evaluación de la calidad del agua de este río que realiza el plan hidrológico vigente, de acuerdo a los estándares europeos. El río Odiel es a día de hoy uno de los ríos más contaminados de toda Europa con elevada presencia de metales pesados en suspensión y valores de pH ácidos menores a 3 en buena parte del año.

El informe publicado junto con  la Fundación Nueva Cultura del Agua en enero de 2021, ya alertaba de que el expediente ambiental del proyecto de la presa de Alcolea presentaba deficiencias y omisiones importantes. Los resultados del estudio demuestran que, si el proyecto incluyera los costes de tratamiento de las aguas del embalse, algo muy probable debido al grave problema de la contaminación con metales pesados de los relaves mineros, anularía por completo la rentabilidad de esta inversión pública. 

El informe estima que los costes de mantenimiento y explotación de la presa, incluyendo el tratamiento necesario de las aguas embalsadas en Alcolea para su utilización, ascenderían a más de 28 millones de euros anuales. Estos costes se tendrían que repercutir a razón de 1.140 euros anuales por hectárea a los regadíos beneficiarios. Además, este estudio indica que los datos de partida del margen neto de los cultivos de estas nuevas zonas de riego que figuran en la información del proyecto no se ajustan a la situación actual, y que la justificación de la transformación en regadío como medio de reducir el elevado paro agrario de la provincia de Huelva no está contrastada al mantenerse hoy en día el paro agrario en unos 10.000 jornaleros a pesar de la expansión de esta actividad.

El proyecto de terminación de la presa, actualmente paralizado por rescisión del contrato inicial y que todavía no ha sido licitado, supone una inversión estimada de unos 95 millones de euros. Pero, a ello es necesario sumarle la construcción del canal de Trigueros (una obra complementaria para canalizar las aguas), la red de distribución de riego; y la conexión del anillo Huelva, lo que eleva la inversión total a más de 544 millones de euros, de acuerdo al informe a partir de los datos de ACUAES (empresa pública dependiente del MITECO, y del que depende la ejecución de esta obra).

Nos oponemos a que este proyecto inútil y dañino para el medio ambiente se financie con los fondos del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia que precisamente pretende todo lo contrario, un cambio de modelo en la gestión del agua seguido hasta ahora. Denunciaremos este y otros proyectos ante la Comisión Europea en caso de que se destine cualquier fondo europeo a esta obra obsoleta. Estos fondos deben destinarse a la restauración del río Odiel y nunca a seguir abundando en su destrucción.

 La inclusión de la presa de Alcolea en el Esquema de Temas Importantes por parte de la Junta de Andalucía, de cara a la revisión del plan hidrológico de la demarcación del Tinto, Odiel y Piedras para el ciclo 2021-2027, es una muestra más del apoyo incondicional por parte de la administración del agua andaluza a este proyecto obsoleto e injustificable, y en contra de la información que ha sido reiterada por parte de los científicos de la Universidad de Huelva en numerosas ocasiones con relación a los problemas ambientales de la cuenca del río Odiel. 

Ambas organizaciones urgimos a la Dirección General del Agua del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico a hacer una reflexión profunda sobre si es necesario invertir millones de euros de las arcas públicas en una obra que no tiene sentido a día de hoy, cuando existen otras inversiones prioritarias más urgentes. Al mismo tiempo instamos a la Junta de Andalucía a poner en marcha todas las medidas de restauración necesarias en la cuenca del río Odiel para abordar de una vez por todas el grave problema de los relaves ácidos de minas, antes de plantearse continuar con la construcción de la presa de Alcolea. 

 

COMPÁRTELO

Ayúdanos a difundir este mensaje